Con CURADEUDA

Bola de nieve. El mejor método para salir de deudas.

El método de bola de nieve es uno de los más difundidos y utilizados con el objetivo de liquidar deudas. Es sencillo, práctico y puede ser implementado inmediatamente. Sus resultados son bastante buenos y por eso las personas suelen recurrir mucho a él.


Este método para pagar deudas existe desde hace un buen tiempo y, al menos en México, era uno de los pocos disponibles antes de alternativas más sofisticadas y especializadas, como la reparación de crédito. Aún ahora es un mecanismo muy útil para liquidar deudas de pequeñas a medianas.


¿Cómo es que funciona?


La realidad detrás del préstamo.


Cuando tomamos un préstamo, usamos dinero que no es nuestro para adquirir un bien o servicio. Esa cantidad prestada la deberemos devolver más adelante, adjuntado con los intereses que hayamos pactado. Intereses que frecuentemente se acumulan y pueden llegar a volver una pequeña deuda inicial en un verdadero tormento.


Esto sucede por la naturaleza incierta del proceso. En pocas palabras, adquirimos una obligación de realizar los pagos de ese dinero adquirido con nuestros capitales futuros. Por eso el crédito compromete nuestro flujo de efectivo: parte del dinero que ganemos después, va a tener que ser usada para pagar esta deuda y no lo vamos a tener utilizable para llevar a cabo otras cosas más productivas con él.


En otras palabras, y como se dice coloquialmente, estamos arrojando dinero bueno al malo.

Cuando la gente se excede en la utilización del crédito se sienten atrapadas y estresadas. Esto es porque una parte importante de su dinero se les va en realizar los pagos de esas deudas.


Derivado de esto es que los deudores frecuentemente no tienen capacidad de ahorro y no tienen la posibilidad de enfocarse en crear un patrimonio o en aumentar su ahorro para el retiro. Incluso en casos más delicados pueden verse comprometidos su propio patrimonio actual, salud o alimentación.


Llega un instante en el cual salir de deudas se transforma en la prioridad. Algo de lo que hay que ocuparse de forma urgente, muchas veces dejando cosas importantes en segundo término.

 

Hay diferentes procedimientos para salir de deudas, pero como mencionamos al principio, uno de los mejores es el llamado procedimiento, método o estrategia de la bola de nieve.


El método de la bola de nieve se enfoca en realizar pagos de las deudas de la menor a la más grande (es decir, primero la más chiquita y de esta forma sucesivamente), provocando una inercia mientras pagamos cada una.


Esto es, en esencia, lo que el método nos enseña.


Esto podría parecer contra-intuitivo dado que precisamente sería más eficaz, desde el criterio financiero, 

llevarlo a cabo en orden de tasa de interés (enfocarse primero en la más cara y de esta forma sucesivamente).


No obstante, debemos recordar que en las Finanzas Personales no todo es matemáticas. El accionar humano tiene bastante que ver.


Vamos a ahondar un poco más en esto:


David Gal y Blakeley McShane, instructores pertenecientes a la Facultad Northwestern Kellogg elaboraron un estudio en el cual concluyen que el método de bola de nieve aumenta la posibilidad de que cualquier persona quede libre de deudas, dado que da victorias veloces que brindan la razón suficiente para continuar adelante con el procedimiento.


En otras palabras, al ver que vas avanzado de forma segura liquidando una pequeña deuda tras otra, tu actitud empieza a llenarse de positivismo. Eso ayuda a continuar con el proceso de forma disciplinada, mientras se avanza hasta las deudas más difíciles.


En 2016, otro estudio distinto llegó a conclusiones similares. Es claro entonces que salir de deudas es una guerra psicológica, no sólo financiera, para la gente.


El método de bola de nieve para salir de deudas. Funcionamiento.


¿Cómo trabaja el método de bola de nieve para salir de deudas?


En la práctica es muy sencillo:


Primero debe listar todas las deudas y ordenarlas de menor a más grande.


Luego debe hacer el pago mínimo en todas, excepto en la más chiquita. A esta debemos asignar la más grande cantidad viable según nuestro presupuesto (Más que el mínimo).


Cuando terminemos de realizar los pagos la más chiquita, esa cantidad que destinábamos a ella, se la sumamos al pago mínimo que ya hacíamos de la siguiente. Por eso el nombre de bola de nieve, dado que al finalizar de realizar los pagos una deuda, sumamos esa cantidad a la segunda, volviéndola una cantidad más grande.


En consecuencia, cuando implementamos este procedimiento y salimos de nuestra deuda más chiquita de manera rápida, observamos progreso: Esa deuda en particular se ha ido de nuestra vida para siempre. Liberamos algo de flujo de efectivo, que utilizamos para realizar los pagos la siguiente. Cuando uno ve que trabaja, se incentiva y permanece. El estrés, asimismo, decrece.


Además, cuando llega el instante de enfocarnos a las deudas más importantes, ya hemos liberado tanto flujo de las más pequeñas, que esto crea un efecto “bola de nieve”. Se forma una inercia que cambia nuestro accionar y nos asiste a salir de deudas para toda la vida.


Cómo implementar el método de bola de nieve para salir de pagar mis deudas.


¿Cómo podemos empezar a implementar en nuestra rutina el método de bola de nieve?


Bien, lo primero que debemos hacer es mentalizarnos. Este no es un proceso que se lleva a cabo en un par de semanas. Puede requerir meses o incluso un par de años para poder terminarse. Eso sí, una vez que se inicia, es muy posible que continuarlo se vuelva cada vez más sencillo.


En segundo lugar, es absolutamente necesario ser disciplinado. En la medida en que las deudas van cayendo una a una, la tentación de usar ese nuevo dinero con el que no contábamos en otras cosas que no sean pagar deudas crece.


Finalmente, es importante reconocer cuando este método ha llegado a su límite. El método de bola de nieve es principalmente para deudas de pequeñas a medianas.


Si nos encontramos en una situación donde simplemente la deuda se ha salido tanto de control que amenaza nuestro patrimonio o salud, quizá el método de bola de nieve no sea el más adecuado. Para casos como esos, alternativas como la reparación de crédito que son mucho más especializadas y efectivas.


De todas formas, el método de bola de nieve es uno de los más útiles para esas molestas deudas que no han crecido aún de forma descontrolada. Si usted se encuentra en una situación como esta, puede implementarlo de manera relativamente rápida y comprobar si es para usted.


Suerte.

Solicita una asesoría gratuita

Un agente se comunicará dentro de 48 horas hábiles. Se identificará como representante de la empresa CURADEUDA.